Y de guarnición, puré de patatas

El Laurel

El Laurel

Este verano abrió un nuevo restaurante en La Playa de San Juan (Alicante), y como no, había que probarlo.

 

El Laurel Gastrobar se encuentra situado a escasos metros del Centro Comercial Fontana, un enclave para toda persona que veranea en la zona. Sin duda, la característica que lo diferencia del resto de restaurantes es su moderno y llamativo diseño.

El local consta de terraza y comedor interior con un aforo aproximado de unos 60 y 30 comensales respectivamente. Parece bastante pero, en verano esta zona está a rebosar de turistas. Y es por eso que fracasamos en nuestro primer intento de ir a cenar allí.

Acabado agosto volvimos a intentarlo y esta vez sí que encontramos mesa libre. Al traernos la bebida, y mientras decidíamos que tomar, nos pusieron unas aceitunas de aperitivo.

La carta que ofrece El Laurel es una carta amplia y variada, pero no tienen demasiados platos que no aptos. Si a eso le sumas que a mi pareja no le gusta el pescado ni el marisco, nuestras opciones para elegir qué cenar eran bastante reducidas. Después de comentarle al camarero que era celíaco y un par de visitas a la cocina para resolver algunas dudas empezamos pidiendo un plato de ensaladilla rusa.

El camarero llegó con una buena ración de ensaladilla rusa pero, ¿qué llevaba la ensaladilla? COLINES. Después de haber estado hablando sobre qué platos podíamos pedir y cuales no por llevar pan, harina o derivados van y nos ponen colines incrustados en la ensaladilla. He de admitir que la ensaladilla estaba buena. Sin embargo, no puedo entender cómo no son capaces de cuidar estos pequeños detalles. Y no lo digo solamente por este restaurante en concreto, ya que esto me ha ocurrido en más de una ocasión.

El siguiente plato en llegar fue la “Ensalada LAUREL“; una ensalada que llevaba lechuga, mango, jamón de pato y frutos rojos. La ensalada estaba buena, y los frutos rojos y el mango le daban un toque dulce a la ensalada, pero esperaba que tuviera algo más de sabor. Una ensalada de este tipo no puede valer lo que te piden por ella.

Ensalada 'El Laurel'

Ensalada ‘El Laurel’

También pedimos pulpo a la parrilla, que venía acompañado de puré de patata. A mí me pareció que el pulpo no estaba hecho a la parrilla, y me esperaba que viniera troceado y no el tentáculo entero. Hecho a la parrilla o no, el pulpo estaba riquísimo; y, ¿el puré? Uno de los mejores purés de patata que he probado.

Pulpo El Laurel

Pulpo

Como nos habíamos quedado con hambre con lo que habíamos pedido acabamos pidiendo también chuletillas de cordero. La guarnición podía ser puré de patata o patatas fritas, pero las patatas las hacen en la misma freidora que los rebozados así que, descartada esa opción, volvimos a tomar puré. Las chuletas estaban francamente buenas y, como ya he dicho antes, el puré estaba delicioso.

Chuletillas de cordero El Laurel

Chuletillas de cordero

Para ser un restaurante que ha abierto este julio, y que por lo que nos dijo el camarero no fui el primer celíaco en ir en todo el verano, los vi muy poco preparados para atender al público celíaco. En su defensa diré que, aunque la oferta de productos exentos de gluten es limitada, la calidad de los platos es alta y la relación calidad precio es buena. Pasado un tiempo habrá que volver para probar nuevos platos.

PD. No hay foto de la ensaladilla porque veníamos con tanta hambre que metimos el tenedor antes de sacar la cámara.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *