Granada 4.0

singlutenporfavor_botilleria

La Botillería

No todo iban a ser tapas

 

Mientras estábamos cenando en La Tana, oímos al camarero que recomendaba a unos clientes ir a cenar a otro sitio, ya que en La Tana no cabía más gente. Como habíamos cenado tan bien, sentimos curiosidad por el sitio que había recomendado, así que le preguntamos por él. Nos comentó que, La Botillería – es así como se llamaba ese restaurante – se encontraba en la calle de al lado y estaba regentado por los mismos dueños que La Tana. No era un sitio para ir de tapas, sino más bien de plato. Pero, también tenían opciones aptas para celíacos.

Así que, la noche siguiente decidimos ir a cenar allí. Para ser un restaurante, es más bien pequeño, y cuando llegamos estaba lleno. Menos mal que cogimos la única mesa libre, para dos personas, que había. Le comentamos a la camarera que era celíaco, y nos dijo que no habría problema, que avisaría a cocina y al compañero que tenía asignada nuestra mesa. Con la copa de vino que pedimos, nos trajeron, por equivocación, un par de tapas de hamburguesas. Al ser conscientes de que al ser yo celíaco no podía comerlas – no tenían pan sin gluten – nos trajeron además dos tapas de ensaladilla rusa.

singlutenporfavor_botilleria_ensaladilla

Ensaladilla rusa

Como plato principal pedimos un solomillo de cerdo con cebolla caramelizada. Exquisito. Habiéndome comido casi por completo las dos tapas de ensaladilla, ya que mi pareja había aprovechado para comerse las dos mini-hamburguesas que nos habían puesto por error,  no me cabía nada más que no fuera el postre.

singlutenporfavor_botilleria_solomillo

Solomillo de cerdo

Como ocurre en muchos sitios, el único postre que tenían sin gluten era fruta. Cuando vimos el platazo de fruta que nos sirvieron pensamos que “la gracia” del postre nos saldría por un ojo de la cara, pero nos equivocamos.

singlutenporfavor_botilleria_fruta

Macedonia de frutas

Como hasta ahora en nuestra aventura granadina, comimos genial, y a unos precios soprendentemente bajos para lo que estamos acostumbrados.

2 Comments

  1. bueno pero aunque te pusieron fruta, te la pusieron muy mona presentada! siempre da gusto encontrar sitios que se preocupen por adaptarnos sus platos, aunque tiren de solomillo algo socorrido, no en todos los sitios puedes comerlo con cebolla caramelizada, asi que un punto a su favor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *